Skip to content
Ejes de la acreditación en salud.
Ejes de la acreditación en salud

Ejes de la acreditación en salud

En Colombia, una cosa es estar habilitado como institución de salud y otra muy diferente estar acreditado. La primera, permite a una organización de salud funcionar con sus respectivos requisitos y la acreditación, es un proceso completamente diferente y con una exigencia mayor. 

Por su parte, la acreditación en salud gira alrededor de unos ejes que se alinean a las normas, la cultura y la ética, cumpliendo con atributos que incluyen seguridad, eficiencia, accesibilidad, pertinencia, competencia, coordinación, continuidad, pero también una responsabilidad y compromiso social que incluye un factor determinante para lograr su objetivo: la humanización.

De acuerdo con ICONTEC, entidad encargada en Colombia por el Ministerio de Salud para la acreditación en este campo, nombra 4 ejes en los que se enmarca la filosofía de acreditación en salud

1. La Seguridad del Paciente:

El proceso debe ser entendido como el conjunto de elementos estructurales, procesos, instrumentos y metodologías que busca minimizar el riesgo de sufrir un evento adverso en el proceso de atención en salud. Este eje incluye los siguientes procesos:

  • Cultura de seguridad.

  • Comunicación efectiva.

  • Guías de práctica clínica.

  • Prevención y control de Infecciones.

  • Farmacovigilancia y Tecnovigilancia.

  • Hemovigilancia.

  • Identificación correcta de pacientes.

  • Sitio procedimiento y paciente correcto.

  • Prevención de quemaduras en cirugía.

  • Caídas.

  • Úlceras por presión.

  • Involucramiento del paciente y familia.

  • Calidad, seguridad y oportunidad de los registros clínicos.

  • Credenciales y prerrogativas de los profesionales.

  • Humanización de atención.

  • Condiciones de comodidad, privacidad, silencio y dignidad durante la atención. 

2. Humanización de la atención:

Programas dirigidos a la humanización de la atención que tengan en cuenta la dignidad del ser humano. Aquí se incluyen los siguientes procesos: 

  • Apoyo emocional y espiritual al paciente.

  • Respeto por creencias, tradiciones y valores del usuario.

  • Comunicación y diálogo con el paciente.

  • Escucha amable y respetuosa del usuario respecto a sus inquietudes.

  • Información y educación al paciente y familia.

  • Horarios y visitas flexibles.

  • Manejo del dolor.

3. Gestión de la Tecnología:

Permite un proceso racional de adquisición y utilización que beneficie a los usuarios y a las instituciones. En este ítem se encuentran los siguientes procesos: 

  • Política para la adquisición, incorporación y reposición de tecnología.

  • Planeación y gestión de tecnología.

  • Evaluación de tecnología (costo-beneficio, utilidad y costo-efectividad).

  • Entrenamiento en el uso de la tecnología.

  • Mantenimiento y control metrológico.

  • Unificación e integración de tecnologías de soporte clínico y administrativo.

  • Prevención de quemaduras en equipos de alto riesgo.

4. El Enfoque y Gestión del Riesgo:  

Mediante la provisión de servicios de salud accesibles y equitativos, teniendo en cuenta el balance entre la gestión clínica, la gestión administrativa y los beneficios, riesgos y costos. Este eje lo conforman: 

  • Gestión de riesgos clínicos: identificación de riesgos del paciente al ingreso, planeación del cuidado y tratamiento con análisis, integración e intervención de los riesgos clínicos del paciente identificados.

  • Gestión de riesgos administrativos: prevención y control de recursos.

  • Gestión de riesgos del ambiente físico: identificación y repuesta de necesidades del ambiente físico.

  • Gestión del riesgo del talento humano: procesos de salud ocupacional y seguridad industrial.

  • Evaluación y gerencia del riesgo en salud a grupos poblacionales.

  • ​Evaluación de la gestión del riesgo .

Es importante destacar que la acreditación en salud promueve la optimización de los servicios, mejora la accesibilidad y la continuidad a los usuarios, genera confianza y permite garantizar a los usuarios un servicio de salud en condiciones de calidad, humanización, y efectividad, lo cual redunda en la mejoría de las condiciones de vida y salud de los usuarios que atienden, promocionando el auto cuidado. Otros de los beneficios se relacionan con el reconocimiento público, la imagen y credibilidad, el aporte al sector, la reducción de costos en la no calidad, la competitividad en el mercado, entre otros. 

¿Ya conoces la solución de Daruma para el sector salud? ¡Contáctanos y salva más vidas con Daruma!

Compartir post en:

Entradas relacionadas

Filtrar por: